Inicio Preguntas Profeta ¿Cómo Sabemos que Muhammad es un Profeta de Dios?

¿Cómo Sabemos que Muhammad es un Profeta de Dios?

0
¿Cómo Sabemos que Muhammad ﷺ es el profeta de Dios?

El Corán enseña que debemos creer en todos los profetas (no solamente en el profeta Muhammad) y mensajeros y que todos fueron elegidos para ayudar a guiar a la humanidad hacia la verdad última de la unicidad de Dios y nuestra servidumbre hacia él. El Corán menciona las historias de Abraham, Moisés, Jesús, David, Juan, Zacarías, Elías, Jacob y José, que la paz de Dios sea con todos ellos.

El papel de estos mensajeros y profetas debe ser una manifestación de lo que se les ha revelado. Por ejemplo, serán modelos y ejemplos de la conciencia de Dios, la piedad y la compasión. Como a los mensajeros se les ha dado la palabra revelada de Dios, su papel también incluye enseñar la interpretación correcta y la comprensión de lo que Dios ha revelado. Además, los mensajeros y los profetas actúan como un ejemplo práctico y espiritual ya que encarnan el significado, el mensaje y los valores transmitidos por el texto Divino. Desde esta perspectiva, la revelación divina nos dice qué hacer y la vida del Profeta  nos muestra cómo hacerlo.

El Corán menciona el nombre del Profeta Muhammad ﷺ cinco veces y confirma que el libro se le reveló a través del ángel Gabriel. El Corán afirma que Muhammad ﷺ es el último mensajero de Dios. Desde esta perspectiva, afirmar intelectualmente este estado del Profeta Muhammad ﷺ es bastante simple. Una vez que el Corán se ha establecido como un libro Divino, necesariamente se sigue que todo lo que dice será la verdad. Ya que menciona a Muhammad como el mensajero de Dios, y todo lo que proviene de el es verdad, entonces el hecho de que Muhammad ﷺ fue un receptor de la revelación divina también es cierto. A pesar de esta conclusión innegable, el hecho de que el Profeta Muhammad ﷺ fue el último mensajero de Dios también se puede deducir de sus experiencias, enseñanzas, carácter y el impacto que ha tenido en el mundo.

Las experiencias de la vida del Profeta Muhammad ﷺ son uno de los argumentos más contundentes para respaldar su afirmación, y por extensión, la afirmación del Corán de que él era el último mensajero de Dios. Una vez que se realiza un análisis de su vida, concluir que estaba mintiendo o engañado sería equivalente a concluir que nadie ha dicho nunca la verdad. Para ser brutalmente honesto, sería el equivalente epistémico a negar de que la persona que llamas tu madre te haya dado a luz.

Las enseñanzas del Profeta Muhammad ﷺ cubren una amplia gama de temas que incluyen espiritualidad, sociedad, economía y psicología. Estudiar sus declaraciones y adoptar un enfoque holístico de sus enseñanzas obligará a cualquier mente racional a concluir que había algo muy único y especial en este hombre. Significativamente, analizar su carácter en el contexto de una mirada de situaciones y circunstancias difíciles facilitará la conclusión de que tenía niveles incomparables de tolerancia, indulgencia y humildad, signos clave de un carácter profético. Sin embargo, la vida y las enseñanzas de Muhammad ﷺ no solo influyeron en el mundo árabe, sino que también tuvieron un tremendo impacto en toda la humanidad. En pocas palabras, Muhammad ﷺfue responsable de tolerancia, progreso y una justicia sin precedentes.

Negar al Profeta Sería Como Negar a tu Madre

La única fuente real de conocimiento que tenemos para confirmar que la mujer que llamamos nuestra madre nos dio a luz es el conocimiento testimonial. Incluso si afirmamos tener un acta o certificado de nacimiento, registros del hospital o un certificado de prueba de ADN, estos todavía son ejemplos de conocimiento testimonial. Tienes que creer en el decir de los demás. En este caso, el que completó el acta de nacimiento, el responsable de los registros del hospital y la persona que completó el certificado de prueba de ADN. Fundamentalmente, sólo se basa en una transmisión testimonial; no hay ni una pizca de evidencia física de que puedes verificar empíricamente la afirmación de que tu madre te dio a luz.

Incluso si puedes hacer la prueba de ADN tu mismo (lo cual es muy poco probable), tu convicción acerca de que ella te dio a luz no se basa en el hecho de que potencialmente se pueda obtener los resultados. La ironía es que la única razón por la que crees que puedes usar una prueba de ADN es solo para verificar que tu madre te dio a luz se basa en la transmisión presencial de que cierta autoridad te lo dijo porque aún no lo has hecho.

Entonces, desde una perspectiva epistémica, la base de la creencia de que tu madre te dio a luz se basa en unos pocos casos de transmisión presencial. Ya que tenemos pruebas presenciales mucho más auténticas para concluir que el Profeta Muhammadﷺ fue el último profeta de Dios, por lo cual negar a Muhammad ﷺ equivaldría a negar a tu propia madre.

Argumento

El Profeta Muhammad ﷺ reclamó la profecía hace más de 1,400 años con el siguiente mensaje el cual es simple pero muy profundo: No hay nadie digno de adoración sino Dios y el Profeta Muhammad es el último mensajero de Dios.

El Profeta Muhammad ﷺ se convirtió en profeta a la edad de 40 años, después de pasar un tiempo meditando y reflexionando en una cueva fuera de La Meca. El principio de la profecía comenzó con la revelación de los primeros versículos del Corán. Su mensaje era simple:

Nuestro propósito principal en la vida es adorar a Dios. La adoración es un término esencial en la tradición espiritual islámica; significa amar, conocer, obedecer y dedicar todos los actos de adoración solo a Dios.

Para probar si su reclamo de la profecía y su mensaje era cierto, debemos investigar racionalmente las narraciones históricas y los testimonios sobre la vida del Profeta (la paz y las bendiciones de Dios sean con él). Una vez que hagamos esto, estaremos en una posición para llegar a una conclusión equilibrada en este sentido.

El Corán proporciona un enfoque racional para probar el reclamo del Profeta ﷺ. Argumenta que el Profeta ﷺ no es un mentiroso, loco, descarriado o mentiroso, y niega que hable por su propio deseo. El Corán afirma que él es de hecho el mensajero de Dios; por lo tanto, él ciertamente está diciendo la verdad:

“Su compañero no se extravía, ni se descarria.” ; él no habla por su propio deseo.” [Noble Corán 53:2,3]

Podemos resumir el argumento de la siguiente manera:

– El Profeta Muhammad ﷺ era un mentiroso, engañado, o decía la verdad;

– El Profeta ﷺ no pudo haber sido un mentiroso o alguien engañado;

– Por lo tanto, el Profeta ﷺestaba diciendo la verdad.

¿Era Él un Mentiroso?

Las primeras fuentes históricas sobre la vida del Profeta Muhammad ﷺ ilustran la integridad de su carácter. Él no era un mentiroso y afirmar lo contrario es indefendible.

Las razones de esto abundan, por ejemplo, hasta sus enemigos le conocían como “El Confiable”.

Fue perseguido por sus creencias, boicoteado y exiliado de su querida ciudad-La Meca. Los niños le privaron de comida y le apedrearon hasta el punto en que la sangre llegó a empapar sus piernas. Su esposa falleció y sus queridos compañeros fueron torturados y perseguidos. Una prueba más de la confiabilidad y credibilidad del Profetaﷺ se confirma por el hecho de que un mentiroso por lo general miente para obtener alguna ganancia mundana.

Muhammad ﷺ sufrió tremendamente por su mensaje y rechazó directamente las riquezas y el poder que se le ofreció para dejar de promulgar su mensaje. Él fue intransigente en su llamado a la unicidad de Dios.

Montgomery Watt, un Profesor Emérito de Estudios Árabes e Islámicos,el cual ya ha fallecido, explora esto en la vida de Muhammad en La Meca y argumenta que llamar al Profeta ﷺ un impostor es irracional:

Su disposición a sufrir persecución por sus creencias, el elevado carácter moral”. de los hombres que creyeron en él y lo admiraron como líder, y la grandeza de su logro final, todos argumentan su integridad fundamental. Suponer que Muhammad es un impostor plantea más problemas de los que resuelve.

¿Había Sido Engañado?

Decir que el Profeta Muhammad  fue engañado es argumentar que él fue engañado para creer que él era el mensajero de Dios. Si alguien esta engañado, tiene una fuerte convicción en una creencia a pesar de cualquier evidencia de lo contrario. Otra forma de ver el problema del engaño es que cuando alguien se engaña, habla falsedad mientras cree que es verdad. El Profeta Muhammad ﷺ tuvo muchas experiencias durante su carrera que, si hubiera sido engañado, las habría utilizado como evidencia para apoyar su engaño.

Un ejemplo es el fallecimiento de su hijo, Ibrahim. El niño murió a una temprana edad y el día que murió hubo un eclipse solar. Muchos árabes pensaron que Dios hizo que ocurriera el eclipse porque el hijo de su profeta habia fallecido. Si el Profeta ﷺ hubiera sido engañado, habría usado tal oportunidad para reforzar su reclamo. Sin embargo, no lo hizo y rechazó las afirmaciones de la gente. El Profeta ﷺ les contestó de la siguiente manera:

“El sol y la luna no eclipsan por la muerte de nadie. Si veis un eclipse rezad y rogad, hasta que se aclare el eclipse”

El Profeta ﷺ también predijo muchas cosas que le ocurrirían a su comunidad después de su muerte. Estos eventos ocurrieron exactamente como lo predijo Muhammad ﷺ, y esto no es consistente en un individuo engañado. Por ejemplo:

La Invasión Mongola

Seiscientos años después de la muerte del Profeta Muhammad ﷺ, los mongoles invadieron las tierras musulmanas y masacraron a millones de personas. Un hito significativo en la invasión fue el saqueo de Bagdad. En ese momento, era conocida como una ciudad de aprendizaje y cultura. Los mongoles llegaron a Bagdad en 1258 y pasaron toda una semana derramando sangre. Estaban empeñados en demoler la ciudad. Miles de libros fueron destruidos y hasta un millón de personas fueron asesinadas. Este fue un evento importante en la historia islámica.

Los mongoles no eran árabes, tenían nariz chata, ojos pequeños y sus botas estaban hechas de pelo; los mongoles tenían cubiertas de piel sobre sus botas llamadas degtii. Esto fue predicho por el Profeta Muhammad ﷺ cientos de años antes de la invasión mongola:

“La Hora no se establecerá hasta que pelee con el Khudh y el Kirman entre los no árabes. Tendrán caras rojas, narices planas y ojos pequeños; sus caras parecerán escudos planos, y sus zapatos serán de pelo. ”

Compitiendo en la Construcción de Altos Edificios

Un hombre vestido de blanco al cual no se le veían rastros de viaje se acercó al Profeta ﷺ y continuó preguntando: “Ahora, háblame acerca de la Última Hora”, dijo el hombre. El Profeta ﷺ respondió: “El que pregunta no sabe más que el que pregunta”.”Entonces cuéntame sobre sus signos”, dijo el hombre. El Profetaﷺ respondió: “Que veas beduinos descalzos y sin ropa que compiten en la construcción de edificios altos”.

Fíjense en los detalles de la profecía: se identificaron personas específicas (los árabes beduinos de la región). El Profeta Muhammad ﷺ podría haber jugado mas fácilmente usando un lenguaje más general como “Que veas competencia en la construcción de edificios altos …”, que por supuesto sería lo suficientemente flexible como para ser aplicado a cualquier persona en el mundo. Hoy encontramos en la Península Arábiga que los árabes que solían ser pastores empobrecidos de camellos y ovejas están ahora compitiendo en la construcción de bloques de edificios cada vez más altos.

Hoy el Burj Khalifa en Dubai es la estructura artificial más alta del mundo con una altura máxima de 828 metros. Poco tiempo después de que se completara, una familia rival en Arabia Saudita anunció que se construiría una más alta (de 1,000 metros) llamada ´la Torre del Reino´. Por lo tanto, literalmente están compitiendo entre ellos para ver quién puede construir el edificio más alto.

Ahora, lo que es notable de todo esto es que hasta hace solo 50 o 60 años, la gente de la región apenas tenía casas. De hecho, la mayoría de ellos todavía eran beduinos, viviendo en tiendas de campaña. El descubrimiento del petróleo en el siglo XX condujo a la transformación de la región. Si no fuera por el petróleo, es posible que la región siga siendo un desierto estéril como lo fue en el momento de la revelación del Corán. Si esto fuera una mera conjetura de su parte, el descubrimiento del petróleo representaría un gran golpe de suerte. Además, si el Profeta Muhammad  simplemente estuviera adivinando, ¿no hubiera tenido más sentido relacionar esta profecía con las superpotencias de su tiempo, Roma y Persia, que (a diferencia de los árabes) ya tenían una tendencia a construir edificios y palacios extravagantes? Él estaba hablando la verdad.

Considerando lo que se ha discutido hasta ahora, la conclusión más razonable es que el Profeta Muhammad ﷺ estaba diciendo la verdad. Esta conclusión es compartida por el historiador Dr. William Draper:

Cuatro años después de la muerte de Justiniano, en el año 569 E.C., nació en La Meca, en Arabia, el hombre que, de todos los hombres, ha ejercido la mayor influencia sobre la raza humana … ser el jefe religioso de muchos imperios, para guiar la vida cotidiana de un tercio de la raza humana, quizás pueda justificar el título de un mensajero de Dios.

Las Enseñanzas, el Carácter y el Impacto del Profeta

Las enseñanzas de Muhammad ﷺ tampoco son las de alguien que fue engañado o un mentiroso. Entre muchas de sus enseñanzas, enseñó a la humanidad sobre la compasión y la misericordia, la humildad y la paz, el amor y cómo beneficiar y servir a los demás. El carácter del Profeta ﷺ fue uno de perfección. Llegó a la cima de las virtudes; fue compasivo, humilde, tolerante, justo, y mostró gran humanidad, paciencia y piedad. Su guía también tuvo un impacto sin precedentes en el mundo. La dirección profunda del Profetaﷺ y las enseñanzas sublimes sobre tolerancia, justicia, progreso y libertad de creencia y muchas otras áreas de la vida indican fuertemente que él no estaba engañado; más bien, él era un hombre de verdad. A continuación se encuentran algunos de los dichos del profeta Muhammad ﷺ acerca de:

La Misericordia y la Compasión

“El Misericordioso dará misericordia a aquellos que son misericordiosos [hacia los demás]. Entonces, muestren misericordia a los que estén en la Tierra, entonces el que está en el cielo les mostrará misericordia ”

“Dios es compasivo y ama la compasión”

“No es de nosotros quien no tiene compasión por nuestros pequeños y no honra a nuestros mayores”

“Que Dios tenga misericordia de un hombre que es amable cuando compra, cuando vende, y cuando hace un reclamo”

Consentimiento y Espiritualidad

“La riqueza no está en tener muchas posesiones. Más bien, la verdadera riqueza es la riqueza del alma ”

“De hecho, Dios no mira a tu cuerpo ni tu apariencia. Más bien, Él mira hacia tu corazón y  tus obras”

“No hables demasiado sin recordar a Dios. De hecho, hablar excesivamente sin recordar a Dios endurece el corazón. Y, de hecho, las personas más alejadas de Dios son las de corazón duro ”

Amor

“El siervo de Dios no alcanza la realidad de la fe hasta que quiere para la gente lo que quiere para sí mismo de la bondad”

“Ama para la gente lo que amas para ti y serás un creyente”

“Compórtate bien con tus vecinos y serás musulmán ”

“La mejor acción después de creer en Dios es el amor benevolente hacia las personas”

Comunidad y Paz

Al Profeta Muhammad ﷺ se le preguntó:

“¿Qué clase de acciones o rasgos en el Islam son buenos?” Él respondió: ” Alimentar a los demás, saludar a aquellos a quienes conoces y a aquellos a quienes no conoces”

“Toda la humanidad proviene de Adán y Eva, un árabe no es superior a un no-árabe, ni un no-árabe tiene superioridad sobre un árabe. Un blanco no tiene superioridad sobre un negro ni un negro tiene superioridad sobre un blanco, excepto en la piedad y las buenas acciones”

“El creyente no es el que come hasta saciarse mientras su vecino tiene hambre”

Caridad y Humanidad

“Visita a los enfermos, alimenta a los hambrientos y libera a los cautivos”.
“Haz las cosas fáciles, y no las hagas difíciles, y da buenas nuevas y no hagas que la gente huya”.

“Todo acto de bondad es caridad”.

Carácter y Modales

“Los creyentes que muestran la fe más perfecta son aquellos que tienen el mejor carácter, y los mejores entre ellos son quienes son mejores con sus esposas ”

“[Dios] me ha revelado que debes adoptar la humildad para que nadie oprima a otro”

“El que realmente cree en Dios y en el último día debe hablar bien o mantenerse en silencio”

“El mejor de ustedes es el que tiene los mejores modales”

Medio Ambiente y Animales

“Si un musulmán planta un árbol o siembra semillas, y luego un pájaro, o una persona o un animal come de él, se considera como una caridad (sadaqah) para él”.

“Quitar cosas dañinas de un camino es un acto de caridad”.

“Quien mata a un gorrión o algo más grande que eso sin una causa justa, Dios le hará responsable en el Día del Juicio”

El Impacto de Muhammad ﷺ en el Mundo

El Profeta Muhammadﷺ fue verdaderamente una misericordia para la humanidad. Esta afirmación no sólo está justificada a través de su mensaje y sus enseñanzas, sino que también incluye un impacto sin precedentes en nuestro mundo. Hay dos razones clave por las cuales sus enseñanzas a nivel social fueron tan transformadoras: la justicia y la compasión del Islam.

La compasión y la justicia son sus valores centrales, expresados ​​a través de una creencia sincera en la existencia y la adoración de un solo Dios. Al animarlo a rendir culto y ser consciente de su responsabilidad, se alienta a un musulmán a actuar compasiva, justa y equitativamente. El Corán dice claramente al respecto:

“¡Vosotros que creéis! Sed firmes cumplidores por Allah, dando testimonio con equidad. Y que el odio que podáis sentir por unos, no os lleve al extremo de no ser justos. ¡Sed justos! Eso se acerca más al temor (de Allah). Y temed a Allah, es cierto que Él conoce perfectamente lo que hacéis.” [noble Corán 5:8]

“¡Vosotros que créis! Sed firmes en establecer la justiia dando testimonio por Allah, dando testimonio por Allah, aunque vaya en contra de vosotros mismos o de vuestros padres o parientes más proximos, porque ya sean ricos o probres; Allah es antes que ellos. No sigáis los deseos para que así podáis ser justos. Y si dais falso tetsimonio u os apartáis… Es cierto que Allah conoce lo mán recóndito de lo que hacéis.” [Noble Corán 4:135]

“¿Qué te explicará cuál es el camino empinado? Es liberar a un esclavo, alimentar en un momento de hambre a un pariente huérfano o una persona pobre en peligro, y ser uno de los que creen y se recomiendan mutuamente el bien y la paciencia “.

Conclusión

La razón clave por la que el Profeta Muhammad ﷺ pudo influir directamente sobre tales sociedades tolerantes y compasivas fue porque afirmar la Unidad de Dios, complacerlo y adorarlo, era la base espiritual y moral de su vida y la vida de aquellos que lo amaron y lo siguieron.

La confiabilidad del Profeta Muhammad ﷺ, su elevado carácter moral y el impacto que ha tenido en el mundo establece un sólido argumento para que sea el último mensajero de Dios. Estudiar su vida y comprender sus enseñanzas de una manera completa y equilibrada conducirá a una sola conclusión: fue una misericordia para el mundo y el elegido por Dios para guiar al mundo hacia la guía y la luz divina.

Cargue Artículos Más Relacionados
Comentarios cerrados

Mira además

¿El Islam Incita al Odio o Enseña la Tolerancia?

El Islam a menudo es presentado como una religión de odio y violencia sin límite. Donald T…